viernes, 16 de octubre de 2009

Personas con ambición

Nasrudin solicitó empleo en una tienda de departamentos y el jefe de personal le estaba interrogando para evaluar su capacidad.
-Aquí queremos a personas con ambición. ¿Qué clase de puesto es el que usted desea obtener?
—¿Le parece bien, dijo el Mullah, que pida su puesto?
—¿Está usted loco?
-Bien podría ser que lo estuviese, dijo Nasrudin, ¿pero es un requisito indispensable?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada